La Administración Trump podría hacer más difícil la estancia de estudiantes extranjeros

Universidad en el mundo

Funcionarios de alto nivel en el Departamento de Seguridad Interior están, según se informa, considerando un controvertido plan para requerir que más de un millón de estudiantes internacionales resoliciten anualmente permanecer en los Estados Unidos.
La propuesta, reportada primero en The Washington Post, necesitaría cambios, pero está lejos de ser un hecho. Pero, además de la prohibición de viajar del gobierno de Trump, podría resultar un duro golpe para las universidades estadounidenses, que ya están luchando para convencer a los futuros estudiantes y sus familias de que Estados Unidos es un lugar acogedor para estudiar.
Los funcionarios de Seguridad Interna al parecer creen que un monitoreo más cercano de los estudiantes aumentaría la seguridad nacional. Los estudiantes internacionales, sin embargo, ya están entre los más vigilados viajeros extranjeros a los Estados Unidos, bajo un sistema de visa estudiantil que se estableció enseguida de los ataques terroristas del 11 de septiembre.
De acuerdo con el Post, el Departamento está considerando otras medidas, incluyendo fechas de término para programas de estudio, lo que los obligaría a resolicitar la estancia en Estados Unidos, si se mueven entre programas o instituciones, como entre una licenciatura y un programa de posgrado. Los estudiantes típicamente pueden permanecer en Estados Unidos con una sola visa en tanto estén inscritos en una universidad y sigan las reglas
Cualquier cambio reglamentario tomaría meses y requeriría adoptarlo por el Departamento de Estado que emite las visas estudiantiles. Y seguro a tal cambio se opondrán las universidades norteamericanas, el cual crearía costos adicionales y papeleo.
Los estudiantes internacionales son una fuente importante de talento, particularmente en el nivel de posgrado, y se han vuelto cada vez más críticos con las líneas de fondos para las instituciones. Los estudiantes extranjeros contribuyeron con estimado de 36 billones a la economía norteamericana el año pasado, de acuerdo con el Departamento de Comercio.

(Tomado de The Chronicle of Higher Education –Karin Fischer–, julio de 2017).

Deja un comentario