APLAUSO Y SILBIDO

Deportivo

Por Ricardo García Estrada

• Honran a Neri en Hidalgo
• El verdadero clásico colegial
• Sus equipos más competitivos

En el marco del Día Nacional del Adulto Mayor (28 de agosto), el gobernador de Hidalgo, Omar Fayad Meneses, entregó le entregó al coach Manuel Neri Fernández el Reconocimiento Al Mérito Deportivo, por su destacada labor dentro del futbol americano de México, además de ser el único personaje de esa entidad que figura en el Salón de la Fama de la NFL (en Canton, Ohio, Estados Unidos).
Asesor de este deporte en la UNAM, el oriundo de Acaxochitlán, Hidalgo, ha recibido varios reconocimientos en su vida, pero es primera vez que el gobierno de su estado natal lo honra por sus logros como jugador y coach, en el año que el futbol americano está cumpliendo nueve décadas de su práctica ininterrumpida en la institución.
Asimismo, el pasado 11 de mayo, Manuel Neri fue reconocido con una distinción similar a la antes descrita, en sesión solemne efectuada en la Asamblea Legislativa de la Ciudad de México, donde se distinguió también a otro gran personaje del futbol americano: Jacinto Licea Mendoza, ex entrenador del Poli Guinda y Águilas Blancas.
En referencia a esos 90 años, dijo el coach Neri que “significan un acontecimiento muy importantes, en el que sobresalen los logros de los pumas y otros equipos de la UNAM que han dejado huella con sus hazañas, en todo ese tiempo.
Añadió: “En lo personal, agradezco a la Universidad Nacional por abrirme sus puertas para estudiar mi licenciatura (contador público), además de haber integrado las filas de los pumas, de 1953 a 1957; capitán del equipo y Jugador del Año al término de mi elegibilidad, además de haber sido su head coach, de 1965 a 1969”.
Neri se convirtió en el primer universitario en obtener la nominación de Jugador del Año, nombramiento que antes distinguió a varios exponentes de los burros blancos en el primer lustro de los años 50, entre ellos César Luque (+), Cándido Trapero y Miguel mike Cervantes (+).
Además de aquella satisfacción, Manuel Neri tuvo otros disfrutes que ratifican sus cualidadesde estratega consagrado, como las campañas de 1966 y 1967en las cuales los universitarios se coronaron invictos por última vez en la primera etapa de su historia, de 1927 a 1969.
“En 1967, precisó el entrenador, los pumas se convirtieron en el mejor equipo en la historia de la UNAM, hecho que se pudo comprobar a través de la Selección Ideal, la cual estuvo integrada en su mayoría por jugadores de nuestro equipo, así como por los triunfos frente a tres escuadras del IPN: Poli Guinda, 52-0; Poli Blanco, 14-7 y selección burros blancos, 36-0”.
Nominado varias veces Coach del Año, Neri Fernández destacó la pasión que existía por el Clásico Poli-Universidad, otra de las identidades del futbol americano dentro de la UNAM digna de tener presente en estos 90 años.
Afirmó: “El verdadero clásico deportivo estudiantil en México, es ése primera edición se disputó en 1936 con la victoria del Poli, 6-0”.
Era tan importante para los aficionados presenciar en vivo el Clásico, que muchas veces llegaban al estadio muy temprano, por lo menos seis horas antes de su inicio. Éste empezaba a las cuatro de la tarde, pero al mediodía, o un poco antes, las tribunas ya estaban a su máxima capacidad.
“Había casos de personas que para no perderse el Clásico, dormían la noche anterior al encuentro cerca de las taquillas del estadio para obtener sus boletos tan pronto las abrían. Así era la pasión por este juego”.

Malinchismo

El surgimiento de ídolos es otro capítulo inscrito en los 90 años de futbol americano de la UNAM.
Actualmente, niños y jóvenes que gustan de este deporte se identifican con jugadores de la NFL, pero no con los más brillantes de equipos mexicanos. Esto demuestra que nuestro futbol americano requiere tener arraigo nuevamente en esos sectores de la población.
En otros tiempos, jugadores universitarios como Alberto chivo Córdoba (+), Omar Cardona, Eduardo pocho Herrera (+), Joaquín Castillo y Leonardo Lino, por citar unos cuantos, fueron ídolos.
“Ese fenómeno se reflejaba en los juegos de tochito en varias colonias de la ciudad de México y quienes participaban en ellos querían emular a ésos u otros jugadores. Lamentablemente esto se está perdiendo”.

Equipos ganadores

En casi un siglo de tackleadas en la máxima casa de estudios del país, el coach Neri tuvo entre otras misiones crear un par de escuadras: gallos de Comercio y cóndores, de brillante pasado en categoría intermedia y mayor, respectivamente.
Tuvo bajo su responsabilidad a los primeros entre 1959 y 1965, año este último de su elección como head coach de los pumas, en remplazo de su maestro Roberto tapatío Méndez (+).
Por lo que respecta a los cóndores, controló su vuelo en las temporadas de 1970, 1971, 1972 y 1975. En 1973 y 1974, esa responsabilidad recayó en Alfonso desalmado García (+), por acuerdo entre ambos coaches y la Comisión Técnica de Futbol Americano de la UNAM, que presidía Mario Ruiz Moreno (+) con la importante colaboración de Alfredo Rosas Arceo.
En la creación de los cóndores, a los que guió invictos al campeonato en 1970, Neri Fernández agradeció a las autoridades de la UNAM la oportunidad de imponerles ese nombre, así como sus colores y las iniciales CU que adornaban sus cascos. Estas dos últimas identidades eran parecidas a las de los búfalos de la Universidad de Colorado, uno de los más representativos del futbol americano colegial de Estados Unidos.
Subrayó Manuel Neri que la Universidad de Colorado y el head coach de los búfalos, Eddie Crowder (+) le ayudaron en su preparación y superación como entrenador.
“En agradecimiento a lo anterior, al elegir los colores que identificarían a los cóndores me incliné por el oro, que lo hemos tenido en la UNAM desde hace muchos años, y el negro por su parecido al azul marino que también nos ha distinguido.
“Además, adaptamos a nuestros cascos la CU de los búfalos, que significan entre ellos Colorado University, pero a nuestro equipo lo identificaban como cóndores de la Universidad”.

Venerado por la tribuna

Otra de las satisfacciones que goza actualmente el coach Manuel Neri, es la muestra de afecto por parte del grupo de animación de los pumas identificado con el nombre de Yarda 50, que encabeza el médico cirujano Guillermo Coronas.
“En cada encuentro de los pumas, el primer Goya que gritan me lo dedican. Esto sucede cuando me dirijo del campo al palomar del estadio de la Ciudad Universitaria, por el acceso ubicado debajo de la tribuna universitaria, donde se instalan ellos”.

Deja un comentario