La UAM entregó el Doctorado Honoris Causa a Richard J. Bernstein

Portada
misma área en la Universidad de Columbia y obtuvo la Maestría y el Doctorado en la Universidad de Yale, Estados Unidos, donde también se inició como docente.
En la ceremonia celebrada en las instalaciones de la UAM, Eduardo Peñalosa Castro, rector general de la institución, dijo que durante su trayectoria Richard J. Bernstein ha sido un promotor de la confrontación de ideas y de la comparación de posturas diversas sobre nociones universales, procurando su entendimiento incluso desde el punto de vista de distintas culturas.

Richard J. Bernstein fue investido con el Doctorado Honoris Causa de la UAM

El pasado 12 de marzo Richard J. Bernstein fue distinguido con el Doctorado Honoris Causa por parte de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM); Bernstein se ha destacado por recuperar el legado del pragmatismo, único movimiento filosófico originalmente estadounidense.

En los momentos más oscuros es esencial mantener viva la iluminación provista por personas pasadas y presentes que resisten el engaño, la mentira, la violencia, el mal y la oscuridad, aquellos que se niegan a aceptar el mundo tal como es y luchan contra la injusticia social para aliviar las muchas formas de miseria humana, expresó el filósofo y catedrático de la New Schoolfor Social Research.

Cabe decir que el galardonado es filósofo por la Universidad de Chicago, cuenta con estudios en esa misma área en la Universidad de Columbia y obtuvo la Maestría y el Doctorado en la Universidad de Yale, Estados Unidos, donde también se inició como docente.

A partir de los años 90 del siglo pasado el autor desarrolló un interés especial por recuperar y discutir a fondo la obra de Hannah Arendt, la más famosa alumna del célebre pensador húngaro Georg Lukács, en la New School for Social Research en Nueva York.

Además, el investigador de origen estadounidense ha estudiado los Estados totalitarios y el exilio judío, que significó para Europa la casi completa desaparición de esa población.

Al dictar la conferencia magistral Mi viaje filosófico, luego de ser nombrado Doctor Honoris Causa por la Casa abierta al tiempo, dejó para la reflexión el concepto de esperanza pragmática, como medio para “confrontar honestamente y en toda su horrible fealdad los momentos oscuros de nuestros días”.

Richard J. Bernstein, nacido en Brooklyn en 1932, compartió que su primera experiencia de estudio sobre Hegel fue traumática, al grado de que estuvo a punto de abandonar la Filosofía por dudar de su capacidad, pero cuando recibió una encomienda de informar sobre la discusión del pensador alemán en torno a la Antígona “tuve una epifanía y sentí lo que decía y hacía”.

Desde ese momento Hegel ha sido una gran influencia en mi vida filosófica, señaló, mientras que de Sócrates aprendió a no ver la filosofía sólo como una disciplina académica, sino como íntimamente relacionada con la forma en que uno vive, detalló.

A su vez, un acto significativo fue su participación en un grupo dedicado a la lectura cuidadosa de la experiencia y la naturaleza de John Dewey, cuya visión de la democracia radical inspiró su propia visión de dicho sistema “como una forma de vida en la que todos compartimos y participamos”.

Para Bernstein el año de 1972 fue crucial al haber publicado Praxis y Acción y entablado amistad con Jürgen Habermas y Hannah Arendt. Con el primero “he estado en discusión por casi 50 años y ambos compartimos la convicción de que se requiere el diálogo abierto entre iguales y la comunicación recíproca libre para lograr una verdadera sociedad democrática.

“Habermas y yo compartimos la necesidad de defender una perspectiva crítica que ayude a promover la emancipación de las personas oprimidas y de quienes sufren los abusos del capitalismo rapaz”, mientras que Arendt proporciona una de las descripciones más incisivas y bellas de lo que la dignidad de la política puede y debe ser.

El Doctor Honoris Causa por la UAM, quien anunció la publicación de Why Read Hannah Arendt Now en esta primavera, advirtió que las ideas de Arendt sobre la oscuridad de “nuestros tiempos y las fuentes de iluminación son más relevantes ahora que cuando la Filósofa alemana estaba viva”.

Implicado en el tema de la violencia y autodefinido como un realista pragmático dijo que los seres humanos tienen “la tarea de tratar de comprender y resistir el mal que nos enfrenta” de manera cotidiana.

“No podemos escapar a las representaciones de violencia real o ficticia, por lo que con facilidad nos volvemos insensibles e indiferentes a otro informe o representación de atentados suicidas, asesinatos, rebeliones, crímenes domésticos, películas de acción o videojuego intimidatorios.

“Vivimos los momentos más oscuros de toda la vida” con el crecimiento de formas nuevas de autoritarismo, xenofobia, racismo descarado y reducción de la libertad pública democrática.El optimismo y la desesperación imprudentes deben ser rechazados, pero no podemos ni debemos alejar nuestras caras de la oscuridad y la violencia extrema de nuestros tiempos, sino confrontarlas de manera honesta en toda su horrible fealdad, luchar contra la injusticia social, este compromiso ha sido el núcleo de todo lo que he escrito, dicho y hecho, concluyó.

En la ceremonia celebrada en las instalaciones de la UAM, Eduardo Peñalosa Castro, rector general de la institución, dijo que durante su trayectoria Richard J. Bernstein ha sido un promotor de la confrontación de ideas y de la comparación de posturas diversas sobre nociones universales, procurando su entendimiento incluso desde el punto de vista de distintas culturas.

Durante más de dos décadas Bernstein ha sido conferencista invitado a coloquios especializados y participante recurrente en los seminarios de la Casa abierta al tiempo, recordó, así como colaborador en las líneas editoriales, incluyendo, por supuesto, la revista Signos Filosóficos.

La cooperación con la UAM, en particular con la Unidad Iztapalapa, ha impactado en forma positiva el desarrollo del Departamento de Filosofía, el Área de Investigación en Filosofía de las Ciencias Sociales y el Área de Filosofía Moral y Política en el Posgrado en Humanidades.

Su convicción de construir puentes y establecer diálogos, como mecanismo para generar conocimiento, acusan, ante todo, su vocación de atreverse a pensar. “Estas altas intenciones filosóficas y morales hacen que nos identifiquemos institucionalmente con su trayectoria”.

 

Los que vienen

El Colegio Académico de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) aprobó, en su sesión 438, distinguir al periodista y escritor mexicano Juan Antonio Villoro Ruiz, egresado de esta casa de estudios, con el grado de Doctor Honoris Causa, así como nombrar Profesor Distinguido a Javier Esteinou Madrid, por su destacada labor educativa por más de cuatro décadas en esta casa de estudios y en algunas universidades de Nicaragua, Colombia y Bolivia.

Licenciado en Sociología por la Unidad Iztapalapa de la UAM, Juan Villoro es uno de los autores mexicanos más reconocidos en la escena actual, una labor que lo ha consolidado como una de las figuras medulares de la cultura mexicana.Su obra literaria comprende ensayo, guión cinematográfico, novela, cuento, teatro y literatura infantil, que le han valido numerosos reconocimientos.

En 2015 fue nombrado Egresado Distinguido de la Casa abierta al tiempo y un año antes ingresó a El Colegio Nacional por su destacada labor como literato, siendo el único egresado de la UAM con este nombramiento. Ha sido traductor de más de una decena de libros tanto del inglés como del alemán, y su obra ha sido traducida al alemán, francés, holandés, serbio, italiano y portugués.

Asimismo, durante esta misma sesión del Colegio Académico de la UAM, se acordó nombrar Profesor Distinguido a Javier Esteinou Madrid, un académico se caracteriza por su trabajo novedoso y crítico para comprender los procesos de comunicación desde una perspectiva interdisciplinaria de las ciencias sociales y humanas.

Mediante su trabajo, ha fortalecido una visión crítica de estudios de la realidad comunicativa, trascendiendo la formación de sus alumnos a través de su prolífica obra plasmada en libros, artículos científicos, conferencias y numerosas investigaciones, por lo que su trabajo como investigador y académico lo ha hecho merecedor a una larga lista de premios nacionales e internacionales.

Deja un comentario